La Ciudad de Buenos Aires se suma a la estrategia global “End Violence-Inspire” contra el maltrato infantil

El jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, el vicepresidente primero de la Legislatura, Emmanuel Ferrario, Francisco Quintana, vicepresidente primero de Consejo de la Magistratura, Carolina Stanley, Asesora General Tutelar del Ministerio Público Tutelar (CABA), Cassia Calvalho, representante de la Alianza Global para terminar con la violencia contra niños, niñas y adolescentes, Eva Jané Llopis, representante de la Organización Panamericana de la Salud/Organización Mundial de la Salud y Paula Wachter, directora de la Red por la Infancia, anunciaron que la Ciudad de Buenos Aires será ciudad pionera de la Argentina en sumarse a la iniciativa de “Ciudades Pioneras” en el marco de la Alianza Global para terminar con la violencia contra niñas, niños y adolescentes, creada por las Naciones Unidas en 2016.

 

“En la Ciudad asumimos la responsabilidad de luchar para erradicar la violencia contra niñas, niños y adolescentes. Esta iniciativa -que involucra a los tres poderes del Estado de manera transversal y a la sociedad civil- es un paso fundamental para proteger sus derechos y garantizar infancias plenas y libres de toda violencia”, indicó Rodríguez Larreta.

 

La Alianza Global para terminar con la violencia contra niñas, niños y adolescentes y la implementación de INSPIRE fomenta un cambio de paradigma en cuanto a la concepción que la sociedad tiene acerca del maltrato y la violencia, y un eje fundamental será profundizar en el Sistema de Protección Integral de los Derechos. Así también como trabajar conjuntamente con los gobiernos en la realización de un diagnóstico, una evaluación sobre las acciones que deben tomarse y su implementación. Asimismo, invita a una puesta en común con las ciudades que se sumaron a este compromiso, como Pelotas (Brasil), Sao Pablo (Brasil), entre otras.

“Estamos muy emocionados y es una enorme responsabilidad presentar este proyecto como ciudad pionera en la lucha contra el maltrato y abuso contra niñas, niños y adolescentes y es un gran compromiso asumir esta misión junto a la Organización Panamericana de la Salud y de manera transversal con los tres poderes representados aquí más sociedad civil. Más que nunca, es imprescindible trabajar en el tema que nos convoca, para erradicar este flagelo. El desafío ha comenzado. Agradezco enormemente la confianza tanto de Horacio Rodríguez Larreta, Emmanuel Ferrario y Francisco Quintana porque desde el lugar que les toca gestionar, saben que esto es un imperativo. Conocer la realidad es el primer paso para transformarla, ahora avanzaremos en concreto para cambiarla.”, señaló Carolina Stanley

End Violence es la única entidad mundial centrada exclusivamente en el Objetivo de Desarrollo Sostenible 16.2: Poner fin al maltrato, la explotación, la trata y todas las formas de violencia y tortura contra las niñas, niños y adolescentes para 2030. La Alianza Global para terminar la violencia contra niñas, niños y adolescentes promueve la acción colectiva contra el maltrato infantil basada en datos. La integra una coalición única de más de 700 organizaciones, incluyendo gobiernos, agencias de la ONU, instituciones de investigación, ONG internacionales, fundaciones, organizaciones de la sociedad civil locales, grupos del sector privado y redes religiosas. Esta Alianza Global convoca a los socios para aumentar la conciencia, catalizar los compromisos de liderazgo, movilizar nuevos recursos, promover soluciones basadas en la evidencia, y apoyar a aquellos que trabajan para poner fin a todas las formas de violencia, abuso y abandono de las niñas, niños y adolescentes.

 

 

“Las ciudades y países pioneros son aquellos cuyos líderes gubernamentales se comprometen públicamente a emprender acciones integrales para poner fin a todas las formas de violencia contra los niños. El modelo ha demostrado ser una plataforma para la implementación de estrategias basadas en evidencia, como lo son las estrategias INSPIRE. Damos la bienvenida y celebramos el compromiso del Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires para poner fin a la violencia contra las niñas, niños y adolescentes, ya que confiamos en que las ciudades pioneras pueden lograr resultados tangibles con relativa rapidez, demostrando que el cambio a escala es posible. Somos optimistas de que Buenos Aires inspirará liderazgo, voluntad política y coordinación nacional para otras ciudades de Argentina también. Nosotros, en la Alianza con End Violence, esperamos trabajar con todos los sectores para avanzar y hacer de Buenos Aires un lugar mejor para todos las niñas, niños y adolescentes donde quiera que vivan.”, explicó Cassia Carvalho, Representante de la Alianza Global para terminar con la violencia contra niños, niñas y adolescentes.

“Desde OPS/OMS estamos ilusionados por brindar soporte técnico para el impulso de la estrategia Inspire en Argentina. Esta es una herramienta importante porque, basándose en evidencia muy sólida, nos orienta sobre cómo responder y prevenir la violencia contra niños, niñas y adolescentes. Cuenta con evidencia de reducción de violencias entre el 20 y 50% cuando es implementada siguiendo las recomendaciones. Así que celebramos la iniciativa y alentamos a otras ciudades a contemplar la implementación de las estrategias de INSPIRE, articulando una respuesta integral e integrada desde las diferentes áreas de gobierno en un enfoque intersectorial junto con todos los actores de la comunidad”, expresó Eva Jané Llopis, representante de OPS/OMS en Argentina.

En el último año, aproximadamente 17 mil niñas, niños y adolescentes de la Ciudad fueron víctimas de situaciones de violencia, maltrato físico y emocional, explotación, y/o trata de personas. Este número hace referencia a aquellos casos que fueron visibilizados, pero muchos otros todavía no han salido a la luz.

SOBRE LA ALIANZA GLOBAL PARA TERMINAR LA VIOLENCIA CONTRA NIÑAS, NIÑOS Y ADOLESCENTES

En 2015 los líderes mundiales se comprometieron a poner fin a todas las formas de violencia contra niñas, niños y adolescentes para 2030, como parte de los Objetivos de Desarrollo Sostenible. En julio de 2016, el Secretario General de la ONU lanzó la Alianza Global para Poner Fin a la Violencia contra los Niños (End Violence), y un Fondo para invertir en soluciones en el terreno. A partir de ahí, se fomentó la participación de los gobiernos para que asuman la responsabilidad de generar políticas públicas para la erradicación de la violencia. Buenos Aires es la primera ciudad argentina en sumarse a la red.

Para más información: https://www.end-violence.org/

Comentarios