La jueza Analía Romero reemplazará a Débora Abrevaya en la causa de las elecciones en Boca

La jueza Analía Victoria Romero resultó sorteada hoy para reemplazar a su colega Alejandra Débora Abrevaya en la causa de las suspendidas elecciones en Boca Juniors, que estaban programadas para el domingo 3 de diciembre.

Romero representa al Juzgado Civil Nº 64 y debe resolver tras la salida de Abrevaya, quien se apartó de la causa luego de la recusación presentada por la dirigencia del club de la Ribera, debido a irregularidades en el proceso de investigación y falta de garantías de imparcialidad.

La nueva jueza es subrogante del Juzgado Civil Número 64 desde el año pasado y también es la titular a cargo del Juzgado Civil Número 40 del mismo distrito, desde 2018.

La magistrada tendrá a su cargo la decisión en torno a la medida cautelar dispuesta por su antecesora, quien suspendió las elecciones en Boca tras una denuncia presentada por la lista opositora que encabezan Andrés Ibarra y Mauricio Macri, en relación con lo que consideran la habilitación irregular de unos 13.364 socios en el padrón.

Si Romero rectifica ese fallo, existiría la posibilidad de organizar la votación para el próximo domingo 17. Caso contrario, los comicios pasarían para el año que viene.

La designación de Romero se produjo tras el sorteo realizado este mediodía luego de la renuncia de Abrevaya en las primeras horas de hoy.

Su designación a cargo del Juzgado 40, conforme al artículo 99 inciso 4 de la Constitución Nacional, se dio a principios de Marzo de 2018 cuando Mauricio Macri era presidente de la Nación.

Las elecciones estaban programadas para el domingo 3 de diciembre, pero quedaron suspendidas y todavía no tienen fecha confirmada para su realización.

En el campo de juego de la Bombonera habían sido instaladas varias carpas, en formato de grandes gazebos, que iban a ser utilizados para que los socios depositaran sus votos en las urnas.

En tanto, en la tarde del domingo se llevó a cabo una masiva marcha por parte de los socios e hinchas que reclamaban votar y que rechazaron cualquier posibilidad de intervención en Boca Juniors, al tiempo que insultaban duramente a Macri.

La movilización contó con la presencia de Juan Román Riquelme y Jorge Amor Ameal, candidatos por el oficialismo, y se sumaron varios integrantes de la estructura de las divisiones juveniles del fútbol “xeneize” y parte de Consejo de Fútbol boquense.

 

 

 

 

 

Fuente: Télam.