El presidente visitó las nuevas instalaciones de un Hogar para chicos en guarda judicial, en Punta Indio

El presidente Alberto Fernández, acompañado por la primera dama Fabiola Yañez, visitó esta tarde las nuevas instalaciones del Hogar Angel Azul de la localidad de Las Tahonas, partido bonaerense de Punta Indio, construidas con aportes del Gobierno, establecimiento solidario que brinda techo, contención, educación y alimentación a más de 30 menores que se encuentran en guarda judicial al carecer de entorno familiar.

 


“Muchas veces dicen que este pueblo no tiene destino, pero con gente como Elena y Bruno puedo decir que somos un pueblo maravilloso”, señaló Fernández al hacer referencia a quienes están a cargo de este Hogar que está ubicado en un predio rural de 10 hectáreas.

El Gobierno aportó 10.700.000 pesos, a través de subsidios otorgados por la Subsecretaría de Derechos para la Niñez, Adolescencia y Familia (SINAF), dependiente del Ministerio de Desarrollo Social, para la construcción de dos barracas con habitaciones, baños, vestuarios, depósitos y un lavadero.

 

 

El mandatario, que ya había estado con motivo de las Fiestas navideñas de 2020, saludó a los chicos y adolescentes, y les hizo entregas de notebooks donadas por el Ente Nacional de Comunicaciones (Enacom).

Acompañaron al jefe de Estado el ministro de Desarrollo Social, Juan Zabaleta; el secretario general de la Presidencia, Julio Vitobello; la diputada nacional Victoria Tolosa Paz; el secretario de Niñez, Adolescencia y Familia de la Nación, Gabriel Lerner; el administrador general de la Dirección de Vialidad bonaerense, Hernán Y Zurieta; el intendente interino de Punta Indio, Leonardo Angueira, y el jefe comunal de Ituzaingó, Alberto Descalzo.

También estuvo presente Pablo Díaz, único sobreviviente de la Noche de los Lápices y actual director de la Fundación Pampa Energía, que se encargó de donar el gas natural para el lugar para que haya calefacción.

Al terminar la actividad, el presidente plantó un árbol junto a la responsable y fundadora del Hogar, Elena Vita, su estrecho colaborador Bruno Carpinetti, biólogo platense que puso a disposición la chacra, y los restantes presentes.

Las obras y reformas realizadas tienen el objetivo de mejorar la calidad de vida de los chicos y chicas de hasta 18 años que son derivados por el Servicio Zonal de Protección y Promoción de los Derechos del Niño, Niña y Adolescente de La Plata o por los juzgados de menores de la región.

 

 

El 24 de diciembre de 2020, en vísperas de la Navidad, Fernández estuvo en el lugar y gracias a esa visita, el Hogar que tiene casi 22 años de existencia, consiguió distintas ayudas.

Con el inicio de la pandemia por Covid-19, las actividades se trasladaron de la sede de La Plata al actual espacio campestre, donde los chicos pudieron jugar y disfrutar al aire libre con pocas restricciones y paralelamente siguieron sus estudios de manera virtual, aunque ahora comenzaron a cursar el ciclo lectivo en un establecimiento rural cercano.

Además, Angel Azul funciona como Centro de Día ya que recibe a menores que, si bien poseen un techo, su familia no puede ocuparse de ellos de la mañana a la tarde. En este contexto, los cuidadores los trasladan al colegio y los ayudan a estudiar, a la vez que almuerzan y meriendan, hasta que por las noches son retirados por los padres o tutores.

 

Comentarios