Soria consideró que la proscripción de Cristina podría ser uno de los objetivos de la Corte

El ministro de Justicia y Derechos Humanos, Martín Soria, afirmó hoy que las declaraciones de la vicepresidenta, Cristina Fernández de Kirchner, sobre el poder judicial argentino “resumieron lo que la gran mayoría de los argentinos piensan”, y consideró que la proscripción de la exmandataria con miras a los comicios que se llevarán a cabo en 2023 “podría ser uno de los objetivos” buscados por los integrantes del máximo tribunal.

“Cristina resumió lo que la gran mayoría de los argentinos pensamos de la Justicia. Salvo para algunos de sus beneficiarios, esta Corte Suprema está degradada totalmente. Los jueces que la integran asumieron una clara postura política contra el peronismo y el Gobierno. Tranquilamente la proscripción de Cristina podría ser uno de los objetivos buscados”, señaló Soria en declaraciones a la radio FutuRock.

La vicepresidenta criticó ayer a la Corte Suprema de Justicia a través de un video publicado en sus redes sociales, en el cual afirmó que existe “un Poder Judicial devenido en partido político, que es protector del macrismo y perseguidor de las fuerzas políticas que se le oponen”.

En ese sentido, la exmandataria evaluó que ante la situación actual que atraviesa la Justicia, “los ciudadanos y ciudadanas de Argentina se encuentran en una situación de libertad condicional”

Soria se hizo eco de las opiniones de la vicepresidenta, y aseguró que los jueces de la Corte Suprema argentina “tienen puesta la camiseta amarilla”.

“Esto lo demuestra lo que ha sucedido en (los tribunales de) ‘Comodoro Pro’ en los últimos días. Cerraron la causa de espionaje ilegal por el ARA San Juan y archivaron la investigación por las visitas que jueces y camaristas le hicieron a Macri en Olivos. Es otra de las claras muestras del corporativismo y la impunidad con la que actúan. Tienen la camiseta puesta”, fustigó el funcionario.

Asimismo, para Soria, la actual Corte, que cuenta con cuatro integrantes “tiene una falla de origen” que es la designación a “dedo” de los ministros Horacio Rosatti y Carlos Rosenkrantz por parte de Maurico Macri en el comienzo de su gestión como presidente.

Desde el 2015 los medios de comunicación vienen anticipando y digitando lo que van a resolver los jueces. Es necesario que nos pongamos de acuerdo para lograr devolverle el oxigeno a este poder judicial decadente. No es fácil hacerlo con una oposición abroquelada que juega con la justicia”, concluyó.

 

 

 

 

 

Fuente: Télam.

Comentarios