Pasan al 13 de septiembre el inicio de la obligatoriedad del uso del Telepase en autopistas porteñas

El Gobierno porteño prorrogó hasta el 13 de septiembre próximo el plazo para adherirse al Telepase, el sistema que permite el cobro automático en las cabinas de peaje, cuyo uso iba a comenzar a ser obligatorio en las autopistas de la ciudad desde este viernes, pero que ahora quedó aplazado hasta esa fecha.

La disposición que determinó la obligatoriedad del sistema automático en reemplazo del pago efectivo fue anunciada semanas atrás por las autoridades porteñas como una iniciativa “esencialmente sanitaria” para bajar el riesgo de contagio del coronavirus al evitar el contacto entre el trabajador de las cabinas con los conductores.”El Telepase en este contexto es muy importante para evitar el contacto entre personas y la manipulación de efectivo. Con esta medida cuidamos a los que viajan y a los trabajadores. Para los que todavía no se adhirieron, extendimos el plazo hasta el 13 de septiembre. El trámite es gratuito y, además, va a ayudar a agilizar el tráfico.”, dijo Felipe Miguel, jefe de Gabinete porteño.

La medida abarcará a las autopistas Dellepiane, Illia, 25 de Mayo y Perito Moreno, y modificará, sobre todo, el mecanismo en las últimas tres, que son las que cuentan, en la actualidad, con cabinas de peajes.

“Los usuarios que se adhieran al sistema de pago Telepase sólo abonarán las pasadas que realicen; podrán circular de manera regular sin bajar la ventanilla del vehículo y de forma ágil a través de las cabinas exclusivas. Tendrán descuentos de un 10% en autopistas de AUSA y de hasta un 30% en la red de autopistas de todo el país. Además, la incorporación al sistema es gratuita”, indicaron las fuentes porteñas.

Por último, informaron que la adhesión al sistema automático se realiza a
través de la página www.telepase.com; por WhatsApp al 11-2372-7757 o por teléfono al 0800-122-7273; en cabinas especiales que se adaptaron en los peajes; o en más de los 300 puntos de adhesión que hoy están habilitados como negocios esenciales.

El sistema registra el paso de cada usuario a través de las cámaras dispuestas en las cabinas, mediante la lectura de patentes, efectúa el cobro inmediato.

Comentarios