Nuevos incidentes con los “chalecos amarillos” en Francia

 

El movimiento salió a las calles como consecuencia del primer aniversario desde su creación. Las protestas terminaron con 16 detenidos y miles de controles preventivos en París.

A partir de las 10 de la mañana (hora de Francia), los “chalecos amarillos” volvieron a adueñarse de la capital. En el marco del primer año de existencia, miles de manifestantes se concentraron en puntos claves para continuar las protestas contra el gobierno de Emmanuel Macron.

Los primeros desmanes se dieron en la autopista de circunvalación de París, donde decenas de personas intentaron cortar el transito pero fueron desalojados por el escuadrón antidisturbios. A raíz de esto, armaron barricadas y las prendieron fuego, y desde las fuerzas comenzaron a arrojar gases lacrimogenos.

El viernes, bloquearon una fabrica química pero también fueron sacados por la policía. Tras la calma, se identificaron saqueos, actos vandalicos y miles de heridos.

Cabe destacar que había pasado bastante tiempo sin que los chalecos amarillos irrumpieran -suelen hacerlo los fines de semana-. Se supo que mediante repartición de panfletos, manifestaciones, anuncios por redes sociales y otros métodos se convoco a la “reaparición”.

Por otra parte, también se señala que los adheridos a este movimiento han disminuido a razón de la creciente violencia de los enfrentamientos. Se estima que en la primera protesta habían 300 mil personas, y que ahora quedaron algunos pocos miles que no cesan la lucha.

El gobierno francés confirmó que esperan el domingo un homenaje de los chalecos amarillos en el sureste de París a una manifestante que falleció el primer día de protestas. Ademas, desde el movimiento apuntan a seguir las movilizaciones ya que las desigualdades que reclaman, según ellos, siguen presentes.

Desde la creación del movimiento denominado chalecos amarillos se calculan 4200 heridos, 11 muertos y miles de detenidos.

 

Comentarios