Más de 300 congresistas de todo el mundo pidieron al FMI y al Banco Mundial que cancelen las deudas

Más de 300 legisladores de todo el mundo, entre ellos unos 40 representantes del parlamento argentino, propusieron que el Fondo Monetario Internacional (FMI) y el Banco Mundial cancelen la deuda de los países más vulnerables y que aumenten los fondos para evitar una crisis ante la pandemia del coronavirus.
Los miembros de los parlamentos del mundo solicitaron la condonación de la deuda, extensiva para los países de la Asociación Internacional de Fomento (AIF), por parte de las principales Instituciones Financieras Internacionales (IFI) durante la crisis generada por la pandemia.

Asimismo, en la presentación se instó “a todos los líderes del G-20, a través de estas instituciones internacionales, que apoyen la cancelación de las obligaciones de deuda de todos los países de la AIF” durante esta coyunutura sanitaria que definieron “sin precedentes”.

Comentarios