LOS TEMAS DEL DIA: El Resumen de “PERIODISMO A DIARIO” con Hugo E. Grimaldi

Las 15 principales: la actualidad en títulos y el desarrollo de las noticias más relevantes del día

 

  • Todo es grieta: mientras se acusa de “provocación” a los del otro lado, el FdeT y JxC crujen (ver desarrollo)
  • El Tesoro licita letras, mientras el mercado mira a Wall Street. Rubinstein desmintió devaluación (ver desarrollo)
  • El oficialismo podría querer anular las PASO nacionales para poner en un gran problema a Juntos por el Cambio
  • El kirchnerismo aprovechará el jueves la sesión del Senado para hacer una defensa política de Cristina
  • Sin involucrarse con el Gobierno, Maduro le envió una carta a Cristina y le aseguró que Venezuela la defenderá
  • En Bahía Blanca envían a Juicio Oral una causa en la que se investigó cómo se lavaba el dinero de Lázaro Baéz
  • El jueves comienza la segmentación de tarifas, pero ni a empresas ni a provincias les dijeron cómo hacerla
  • Massa designó como interventor en el ente de electricidad a un técnico de su propio espacio
  • Antes del viaje del ministro a Washington, un equipo técnico irá esta semana a negociar con el FMI
  • Piqueteros temen recortes por revisión de beneficiarios de planes sociales que hacen desde hoy universidades
  • En reapertura de paritarias en medio del ajuste, los sindicatos estatales buscan un adelanto a cuenta
  • Suponen que por continuidad de la sequía por tercer año seguido se podrían perder U$S 3.300 millones más
  • La hazaña de Los Pumas al ganarle como visitante por primera vez a los All Blacks sigue dando que hablar
  • Polarización: a cara de perro, Bolsonaro y Lula monopolizaron el primer debate presidencial en Brasil
  • Combates alrededor de una planta nuclear en Ucrania provocan temor a una fuga de material radioactivo

 

Todo es grieta: mientras se acusa de “provocación” a  los del otro lado, el FdeT y JxC crujen

 

 

La palabra “provocación” cruza de un lado al otro de la grieta, en medio del tembladeral de las internas de las dos coaliciones políticas que se muestran al rojo vivo. Ambas miran prioritariamente las elecciones de 2023, sin prestarle demasiada atención a los graves problemas que vive la ciudadanía en un montón de rubros.

En el Frente de Todos, la centralidad que logró Cristina Kirchner radicalizándose después de la victimización que encaró tras el pedido de condena de la Justicia, provocó que el kirchnerismo quiera volver a meter piedras en el camino de Sergio Massa, a quien avala el presidente Alberto Fernández en sus gestiones para encauzar la economía dentro del Programa con el FMI.

Por otro lado, en Juntos por el Cambio las cosas no están mejor porque la decisión del Jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta de vallar los alrededores de la casa de la vicepresidenta para evitarle mayores daños a los vecinos fue cuestionada por la titular del PRO, Patricia Bullrich quien fue ministra de Seguridad de Mauricio Macri. “A JxC siempre le toman la calle”, dijo por televisión. En primera instancia, Bullrich había apoyado a Larreta firmando un comunicado de la Mesa Nacional de la coalición.

En tanto, la tensión que se registró en mayor medida durante el viernes y el sábado frente al domicilio de la vicepresidenta en el barrio de Recoleta entre la militancia kirchnerista y la Policía de la CABA se diluyó cuando un acuerdo logrado entre el gobierno nacional y los funcionarios porteños, quienes habían intervenido por las quejas de los vecinos que alegaban no poder circular y tener que convivir con los manifestantes, el ruido de la batucada y los cánticos, la pirotécnica, una feria gastronómica y hasta con desechos fisiológicos.

La situación se había tensado demasiado cuando por orden de Larreta, la Policía dispuso el sábado vallar la zona, una decisión que fue criticada entre bambalinas dentro de Juntos por el Cambio, pese al apoyo del comunicado. Las vallas provocaron el ataque de los manifestantes para voltearlas (cosa que lograron) y la posterior reacción policial que la propia Cristina denunció a través de las redes sociales.

Ante la tensión y hasta la denuncia de Eduardo “Wado” de Pedro en Twitter (“Detrás de un falso republicanismo esconden un profundo autoritarismo y desprecio por la democracia”) por la imposibilidad que tuvo Máximo Kirchner, entre empujones, patadas e inusltos, de acceder a la vivienda de su madre el sábado por la noche, la Ciudad y el Gobierno nacional parecieron acercar posiciones en una reunión que se hizo un rato más tarde en la Casa Rosada.

En tanto, en el edificio del gobierno porteño, Rodríguez Larreta señalaba en una declaración pública acompañado por otros dirigentes de su espacio que lo que sucedía son “escenas de violencia que no son aceptables para la convivencia democrática” y que “una cosa es una manifestación y otra cosa muy diferente un plan organizado de ocupación del espacio público”.

A Balcarce 50 concurrieron el ministro de Seguridad porteño, Marcelo D’Alessandro junto a Jorge Macri, quienes se encontraron con De Pedro y el viceministro de Justicia, Martín Mena, para intentar destrabar la situación. Según D´Alessandro fue un encuentro “muy duro”, ya que se pidió un Código de Convivencia “para no estropearle la vida a los vecinos”. También dijo que allí “se pactó que no iban a cortar la calle, ni habría acampe, ni feria, ni batucada” y que los funcionarios nacionales estuvieron de acuerdo. Ese acuerdo fue ratificado por la vicepresidenta quien bajó a la calle y les pidió a los manifestantes que se retiraran.

Durante la madrugada, la Ciudad realizó limpieza y todo parecía volver a la normalidad hasta que en la mañana del domingo volvieron algunos militantes y se fue engrosando la concurrencia. Tras una nueva jornada de manifestaciones, D’Alessandro denunció que “se incumplió” el acuerdo, lo llamó “una nueva muestra de la provocación” y advirtió que “si no liberan la calle en breve vamos a trabajar con Infantería”. También apuntó a la dirigencia kirchnerista por incumplir lo pactado y desentenderse: “así como organizan que vengan que organicen que se vayan”, reclamó. También aseguró que le contestaron que iban a pedir a la militancia que se retire.

Cristina Kirchner regresó anoche cerca de las 20 a su domicilio en el momento de mayor concentración de gente, luego de pasar el día en la casa de su hija Florencia. En tanto, Fernández y Massa seguían en lo suyo y D’Alessandro y la ministra de Educación, Soledad Acuña decían que Bullrich era “funcional” a Cristina, en menor cantidad la militancia siguió ocupando la zona y la estrategia amenaza continuar hoy.

 

El Tesoro licita letras, mientras el mercado mira a Wall Street. Rubinstein desmintió devaluación

 

 

En tanto, la política se desangra a varias puntas mientras el grueso de los ciudadanos mira desde afuera lo que sucede en Recoleta como un episodio de incierto y peligroso final, la economía sigue andando, no de la mejor manera por cierto. En tanto, las novedades dan cuenta de operaciones internas contra el ministro de Economía que involucraron un supuesto plan del viceministro Gabriel Rubinstein para hacer una devaluación de 50%, desdoblar el mercado cambiario y subir las tarifas 100%, quien ayer desmintió la especie, la atención del día de hoy estará puesta en una nueva licitación de letras que hará el Tesoro y en el comportamiento de Wall Street.

Éstas son los temas principales de la jornada:

  • Licitación de títulos: el Tesoro ofrecerá hoy cuatro títulos en pesos, tres de ellos a tasa fija y otro para Fondos Comunes de Inversión atado a la variación del Índice de Precios al Consumidor, una Letra de Liquidez a descuento, con vencimiento el 30 de septiembre. Para las entidades que integran el Programa de Creadores de Mercado habrá una Letra del Tesoro, también a descuento, con vencimiento el 16 de diciembre y otra de características similares con vencimiento 31/01/23. El tercer título será una Letra que ajusta por CER para el 16/06/23. El vencimiento de hoy será de $40 mil millones y se prevé captar $90 mil millones.
  • Wall Street: el viernes pasado, el S&P 500 bajó 3,4% y tuvo su mayor caída en dos meses después de que el titular de la Reserva Federal, Jerome Powell dijera que es probable que las tasas de interés se mantengan lo suficientemente altas como para frenar la economía “durante algún tiempo”, con el fin de acomodar la elevada inflación que sufren los EEUU. Los rendimientos de los bonos del Tesoro a corto plazo subieron y el desplazamiento de la inversión hacia activos de mayor calidad, eso complicó la performance de bonos y acciones argentinas que se venían recuperando y dejó para hoy un escenario externo incierto.
  • Inflación: un relevamiento sobre el precio de los alimentos de la consultora LCG, que orienta el senador de la UCR Martín Lousteau, recogió que durante la cuarta semana de agosto los alimentos presentaron un incremento de 1,7%, con una leve desacelaración sobre la semana anterior. “En total, en las cuatro semanas la inflación acumulada fue de 6,6%, aunque tomando el promedio se reduce a 6,4% debido a las altas bases de comparación del mes de julio”, dijo la consultora. La novedad le pone un piso de al menos 6 por ciento para la inflación del mes.
  • Reservas: la cuenta corriente cambiaria de julio, que comprende los flujos netos por exportaciones de bienes y servicios, registró un déficit de U$S 1.457 millones, saldo negativo que no se obtenía desde febrero. El resultado se explica por los menores ingresos derivados de las exportaciones del complejo sojero y por la fuerte salida de dólares en la categoría Servicios por U$S 1.065 millones, de los cuales U$S 757 millones correspondieron a Viajes, Pasajes y Pagos con tarjeta de crédito. Las Reservas cayeron en julio U$S 4.555 millones y este mes, a pesar de las compras realizadas por el BCRA en las últimas 12 jornadas por casi 160 millones, la pérdida es por ahora de unos U$S 1.300 millones.
  • Empresas Públicas: el recorte de partidas que aplicó el ministro de Economía, Sergio Massa en distintas jurisdicciones (Educación, Salud y Vivienda, entre otras), no avanza sobre las empresas del Estado, uno de los sectores que se lleva la mayor parte del gasto, con los mismos problemas de sub-ejecución que tiene la Administración Central. Un informe del diario “la Nación” revela que, por el contrario, éstas “fueron recompensadas con un aumento de $37.000 millones hasta fin de año, pese a que algunas empresas –como AySA– tienen sus partidas subejecutadas”. La evaluación establece que se trata de “verdadero agujero negro que succiona miles de millones de pesos que les gira el Tesoro para mantenerlas operativas, aunque la mayoría de ellas no sea rentable”. También se estableció que sólo de enero a agosto las diez principales empresas públicas recibieron transferencias del Tesoro por $583 mil millones (unos U$S 4 mil millones), $2.400 millones diarios (U$S 17 millones). El plantel de personal de las empresas está calculado en 74 mil agentes.

 

Video con la Edición Compacta de Periodismo a Diario – 29/08/22

 

Comentarios