La increíble historia de la Argentina que se obsesionó con parecerse a la muñeca “Barbie”

Se llama Marcela Iglesias, y asegura que logró hacerlo sin cirugías estéticas. Su marido, Steven Berman, se hizo múltiples cirugías para parecerse a “Ken”.

Increíble pero real: Así es la historia de Marcela. La Argentina vive en California, y desde los 14 años se fanatizó tanto con la muñeca que hizo todo lo posible para parecerse. Ya a esa edad, se rellenaba las remeras y los pantalones para simular las curvas de la Barbie.

Con el paso de los años, empezó a entrenar para lograr una figura similar al juguete. Actualmente usa pelucas, lentes de contacto, pestañas postizas, y todo lo que tenga al alcance para lograr su objetivo.

Igualmente, aclaró que nunca se realizó una cirugía para llegar a parecerse, y solo usó botox y rellenos labiales: “Tengo miedo a las operaciones y busqué otras alternativas para lograr el aspecto de mis sueños”. Se encargó de aclarar esto debido a los miles de comentarios acusándola de ser una persona “de plástico”.

“A los hombres, mujeres y niños en particular les encanta mi look de Barbie. Me miran y por lo general mis vestuarios también llaman la atención”, contó.

Como si fuera poco, en esta increíble historia también aparece Steven Berman, su esposo. Lo conoció en Estados Unidos, y en este fanatismo que tenían, el también decidió parecerse a Ken, el muñeco que era la pareja de Barbie. Para esto, se sometió a procedimientos quirúrgicos como un estiramiento de cuello, implante de mentón y levantamientos de piel flácida, entre otras cirugías.

Facebooktwittergoogle_plusmail

Comentarios