El radicalismo realizó masivo acto en Costa Salguero con la consigna de mostrar unidad frente al PRO

El espacio se reunió para celebrar los 39 años del triunfo de Raúl Alfonsín, bajo la consigna  “Unidos ganamos” y “Democracia para siempre”.

 

Foto: Tw @GugaLusto

 

El radicalismo realizó una demostración de fuerza y unidad, con un masivo acto en Costa Salguero, convocado para celebrar los 39 años del triunfo de Raúl Alfonsín, con un mensaje a sus socios del PRO dentro de la coalición Juntos por el Cambio (JxC), de cara a la conformación de listas para las elecciones presidenciales de 2023 y un llamado a armar “fórmulas cruzadas” entre ambos partidos.

Con la consigna “Unidos ganamos” y “Democracia para siempre”, la UCR organizó el acto con toda la liturgia radical, donde no faltaron los bombos, platillos, banderas con los colores rojo y blanco, la marcha radical y la presencia de toda la dirigencia del país, con excepción de Facundo Manes, también anotado para la carrera presidencial, quien se encuentra de viaje por España.

De parte de sus socios de la coalición, estuvieron presentes en el encuentro el jefe de Gobierno porteño Horacio Rodríguez Larreta; el diputado por la provincia de Buenos Aires, Diego Santilli y dirigentes como Felipe Miguel, Emilio Monzó y Rogelio Frigerio por parte del ala más dialoguista del PRO; el presidente de la Coalición Cívica-ARI, Maximiliano Ferraro, y la diputada del Bloque Encuentro Federal, Margarita Stolbizer, entre otros, mientras que la presidenta del PRO, Patricia Bullrich -enrolada en el sector más duro- envió un mensaje grabado.

En el acto las dos figuras políticas más relevantes fueron el titular del partido y gobernador de Jujuy, Gerardo Morales, precandidato presidencial por la UCR, como el senador Martín Lousteau, anotado en la carrera por la sucesión de Rodríguez Larreta al frente del Gobierno porteño, quienes brindaron los dos últimos discursos del acto después de que se emitieran fragmentos del emblemático discurso de Alfonsín en la avenida 9 de Julio.

También estuvieron el presidente de la Convención Nacional de la UCR, Gastón Manes; el presidente del bloque de la UCR en Diputados, Mario Negri; el senador Alfredo Cornejo; la presidenta de la Juventud Radical, Valeria Pavon, y el titular del comité de la Provincia de Buenos Aires, Maximiliano Abad.

“El error que cometimos entre 2015 y 2019 es no haber podido lograr un gobierno de coalición. El desafío es que realimente concretemos un Gobierno de coalición. Necesitamos demostrarle al pueblo y a nosotros mismos que podemos gobernar en el marco de las diferencias, ese seria el logro”, expresó Gerardo Morales, en el discurso de cierre del acto.

Tras destacar la “musculatura y territorialidad” del radicalismo en todo el país, Morales anunció la convocatoria a un congreso doctrinario del partido que se realizara en en marzo del año que viene en la provincia de Córdoba para “para dar el debate interno para conformar un plan de gobierno para consolidar Juntos por el Cambio”.

“Sabemos gestionar, no nos van a correr con eso, no nos van decir ni a enseñar, que no nos corran con situaciones que podemos controlar. Podemos gobernar el país. No acepto la descalificación de quienes nos dicen populistas y creen que somos atrasados porque nos abrazamos a ideales de nuestro partido que nos devolvió a la democracia en 1983”, expresó Morales en un claro mensaje a sus socios del PRO.

Previamente, en su discurso, Lousteau homenajeó a “quienes nos dejaron el legado de 1983”, destacó que “ya 28 camadas completas fueron educadas en democracia” y afirmó que aún “tenemos pendiente una deuda de estabilidad y desarrollo económico para todos” los argentinos.

En tanto, ratificó su postulación como candidato a jefe de Gobierno porteño de la ciudad, para suceder a Rodríguez Larreta, y en un mensaje interno a los sectores “halcones” del PRO, dijo que “con discursos duros nos perdemos la democracia que Alfonsín nos legó” y llamó a “conversar más con el otro”.

“No se sale de donde estamos con un shock que sea una guadaña”, dijo Lousteau en lo que pareció una respuesta a Mauricio Macri y su iniciativa de recortar drásticamente el gasto público, incluso con la privatización y eliminación de empresas públicas, como ya adelantó en su último libro

Además aprovechó su discurso para ratificar su postulación en la ciudad: “Soy candidato a jefe de gobierno de una coalición. Hay algunos que parecen no entender lo que significa una coalición, que pueda afianzar lo que se hizo bien pero que también traiga innovación e ideas nuevas. Es por eso que queremos fórmulas cruzadas”, lanzó de cara a la conformación de las nóminas electorales para el año próximo.

Es que el acto de este sábado, desarrollado en territorio porteño, se realizó mientras se aceleran los tiempos políticos en el debate por la sucesión de Horacio Rodríguez Larreta en la Ciudad como en la puja entre los múltiples candidatos de la coalición opositora para la provincia de Buenos Aires.

De esta manera, Lousteau le respondió a la titular del PRO, Bullrich, quien esta mañana cargó contra su competidor Rodríguez Larreta por su indefinición sobre a quien apoyará en la carrera para su sucesión en la ciudad de Buenos Aires y su eventual apoyo a Lousteau.

Bullrich fue consultada sobre la posibilidad de que Rodríguez Larreta elija al radical Martín Lousteau como postulante para que lo suceda en la ciudad: “Es una decisión de él. Si prefiere por su candidatura presidencial entregar la Ciudad, a mí no me parece”, contestó la titular del PRO en declaraciones a radio Mitre.

El acto comenzó con un video que reseñó: “tres gobernadores, 45 diputados nacionales, 18 senadores nacionales, 400 intendentes. Hay ideas, hay líderes hay gestión”, en un mensaje para mostrar fortaleza frente a sus socios del PRO de cara a la conformación de listas para el 2023.

Luego vino el primer orador, Julián Strassera, el hijo del fiscal responsable de los juicios contra las juntas militares, quien su discurso destacó el “valor” de Alfonsín para enjuiciar a los militares.

Entre otros oradores, que expresaron sus críticas a la actual gestión de Gobierno del Frente de Todos, Negri sostuvo que “la democracia está sitiada, hay fatiga social y está sitiada por populismo de derecha y de izquierda. El desafío y la contradicción es democracia o populismo. De lo contrario volveremos al pasado, y este es el compromiso que venimos a asumir hoy”.

“El objetivo del acto es que, más allá de las diferencias internas en el radicalismo, nos mostremos todos juntos defendiendo los ideales del partido rumbo a 2023; ya llegarán los tiempos de definiciones de candidaturas y la gente elegirá al radical mejor posicionado”, indicaron a Télam fuentes de la UCR.

El 30 de octubre de 1983 Raúl Ricardo Alfonsín se impuso en los comicios presidenciales celebrados para el retorno de la democracia, tras la sangrienta última dictadura, con un amplio margen sobre la fórmula con la que compitió el peronismo, encabezada por Ítalo Argentino Lúder.

Alfonsín obtuvo el 51,75% de los votos contra el 40,16 del postulante justicialista, y asumió su cargo el 10 de diciembre del mismo año.

Comentarios