El Presidente tomó promesa a la bandera a estudiantes de todo el país

El presidente Alberto Fernández afirmó que Manuel Belgrano, de cuyo fallecimiento se cumplen hoy 200 años, lo “inspira a pensar que los argentinos podemos hacer la utopía de un país mejor, más justo” y sostuvo que su figura, así como la de otros próceres, deben ser el “faro en este noche que vivimos”.

“En este tiempo singular de la Argentina asediada por la pandemia, y por un país castigado por la desigualdad y por el olvido al que han sido condenados millones de argentinos, Belgrano me inspira a pensar que los argentinos podemos hacer la utopía de un país mejor”, expresó el mandatario al encabezar el acto por el Día de la Bandera.

La conmemoración central se realizó en el Monumento Nacional a la Bandera de la ciudad de Rosario, en tanto que el mandatario la presidió, en forma virtual, desde la residencia de Olivos, junto a integrantes del Gabinete nacional y la Primera Dama, Fabiola Yáñez.

Desde la ciudad santafesina, al pie del monumento, lo escuchaban el gobernador de Santa Fe, Omar Perotti, y el intendente de Rosario, Pablo Javkin, así como otras autoridades locales.

En ese marco, Fernández destacó la figura del “inmenso don Manuel Belgrano” y sostuvo que el prócer “así como otros que dejaron todo y murieron en la miseria”, deben ser “nuestro faro en esta noche que vivimos”.

“La pandemia no nos deja estar cerca, estamos a la distancia, cada uno en un lugar distinto”, dijo el mandatario al iniciar el acto, en el que -a través de una videoconferencia- dialogó con alumnos de 4° grado de todas las provincias, a quienes les tomó la tradicional promesa a la bandera.

Asimismo, el Presidente tomó juramento a miembros de las Fuerzas Armadas, quienes participaron de la videoconferencia desde el Ministerio de Defensa.

El acto se inició con una videoconferencia que conectó al Presidente con 31 alumnos de cuarto grado todo el país, que hicieron la promesa de lealtad a la bandera desde sus hogares, respetando el aislamiento social y obligatorio dispuesto hace tres meses para mitigar la pandemia del nuevo coronavirus.

Según relató Fernández, se trató de una idea que le acercó Celina, una estudiante de cuarto grado de la provincia de Neuquén que le envió una carta en la que le pedía que, a pesar de la cuarentena, los alumnos pudieran realizar la tradicional promesa.

Tras agradecer esa idea, el Presidente nombró a cada uno de los estudiantes y les tomó él mismo la promesa de lealtad, tras lo cual finalizó con un “Viva la Patria” y la ejecución del “Salve Argentina” por parte de la Banda del Regimiento Patricios.

Comentarios