El empresario textil se defendió de las acusaciones por el video en el que tiran un animal desde un helicóptero

Federico Álvarez Castillo afirmó que su familia no tuvo nada que ver y que fueron víctimas de “un acto de vandalismo”.

Horas después de que se conociera el video en el que tiraban un animal muerto desde un helicóptero a una pileta, inmediatamente se acusó a los dueños de esa chacra de ser los autores del hecho. Se trata de Federico Álvarez Castillo, quien es el dueño de la marca “Etiqueta Negra” e inmediatamente salió a desmentir que haya sido el responsable.

En un comunicado de redes sociales, el marido de Lara Bernasconi contó que “en virtud al video que está circulando en redes sociales, quiero repudiar este hecho de vandalismo del cual fuimos víctimas mi familia y yo”.

“Al momento de los hechos nos encontrábamos dentro del hogar cuando sentimos un fuerte ruido en el jardín y al salir percibimos el acto aberrante que nos llevó al desconcierto por una broma del mal gusto”, continúa y señala que  “repudiamos este tipo de situaciones y estamos trabajando para que se esclarezca la situación”.

La propia familia hizo la denuncia y ahora está en manos de la Justicia de Uruguay averiguar cómo se dieron los acontecimientos.

Comentarios