Advertencia de directoras de hospitales sobre el aumento de casos e internaciones

Directoras de cinco hospitales públicos provinciales de La Plata dijeron hoy, en conferencia de prensa, que en las últimas 48 horas se incrementó en un 50 por ciento la cantidad de personas que requirieron hisopados por presentar síntomas de COVID-19. De este modo, advierten que es esperable que la suba se traduzca en una saturación de las camas de terapia intensiva en las próximas semanas. Por eso, pidieron especial cuidado a la población y advirtieron que cada vez se observa mayor cantidad de cuadros graves en personas jóvenes, muchas de ellas, embarazadas.

En el último mes y medio, de acuerdo con los datos del ministerio de Salud bonaerense, la capital provincial, incrementó en un 66 por ciento la cantidad de casos acumulados de COVID-19 (pasó de tener 36.566 casos desde el inicio de la pandemia hasta el 4 de abril de este año a 60.792 casos al día de ayer) y subió en un 52 por ciento la cantidad de muertes por coronavirus (pasó de 1.184 a 1.807 entre el 4 de abril y el 18 de mayo).

La conferencia de prensa se realizó esta mañana en el hospital provincial Noel Sbarra, donde estuvieron presentes la directora ejecutiva de ese establecimiento pediátrico, Liliana Fishkel, junto con las directoras Josefina Saintout, del hospital San Roque de Gonnet; Graciela Ramos, del hospital San Martín; Noemí Logiurato, del San Juan de Dios y Cecilia Jaschek, del Rossi.

Advierten que cada vez son más jóvenes, entre ellas embarazadas, las que requieren camas de terapia.

La directora ejecutiva del hospital San Roque señaló que en ese establecimiento “durante esta segunda ola registramos la misma cantidad de muertes que en todo 2020”, y expresó que “hace 45 días que venimos viendo un aumento sostenido de casos en nuestro hospital que, luego, deriva en un aumento de la ocupación de camas de terapia intensiva”. En ese sentido, recordó que ayer “el país tuvo cifras récord y sabemos que esa situación en una semana se traduce en internaciones hospitalarias”.

Coincidieron en que “gracias a la voluntad política de la actual gestión en Salud de la Provincia, hospitales como el Rossi, el San Juan de Dios y el San Martín pudieron triplicar la cantidad de camas y sumar personal como nunca antes en la Historia”. Sin embargo, insistieron en mantener los cuidados y vacunarse porque “los recursos tienen un límite y el equipo de salud sufre de un estrés físico, psíquico y emocional tan grande que está al borde del agotamiento”.

NUEVO PERFIL DE PACIENTES GRAVES

La directora del San Martín, Graciela Ramos, enfatizo que “si bien sumamos este año a diez médicos/as especialistas en terapia intensiva se sabe que es una especialidad crítica, que no muchos eligen, y en este momento tenemos una ocupación del 85 por ciento de las camas”. Confirmó asimismo el cambio de perfil de los pacientes graves en comparación con el 2020, al decir que “las UTI (Unidades de Terapia Intensiva) “están llenas de personas jóvenes y muchas de ellas son embarazadas”. Las médicas aclararon que “la mitad de las camas del subsector público de la ciudad de La Plata se encuentran ocupadas por pacientes que tienen obra social, pero que no encontraron lugar en el subsector privado y fueron derivadas a nuestros hospitales”.

Jaschek, directora del Rossi, dijo por su parte que la terapia del hospital del barrio Hipódromo “tiene un 70 por ciento de ocupación y, dado el notable incremento de hisopados de los últimos dos días en los que se detectó un 45 por ciento de positividad, es esperable que dentro de una semana o 10 días mucha más gente requiera internación por el agravamiento de los síntomas”. La médica, especialista en Cuidados Paliativos, pidió “responsabilidad y cuidado a la población por su salud y también en reconocimiento a los y las trabajadoras sanitarios que dieron y están dando todo durante esta pandemia”.

Logiurato dijo que en el San Juan de Dios las camas de UTI tienen una ocupación del 80 por ciento, “ya no de personas mayores como el año pasado porque, evidentemente, la vacunación en la Provincia comienza a hacer efecto en los adultos mayores, pero ingresan muchas personas jóvenes no vacunadas”. Por eso pidió ayuda y consideración a la ciudadanía, para que circule lo menos posible: “Tenemos que decir con profundo dolor que las internaciones son más largas y que muchas veces el giro cama se produce por óbitos”, detalló.

Con respecto a las infancias, la directora del Sbarra, Liliana Fishkel, agegó “en abril nos asustamos bastante porque, en un solo mes, hicimos la misma cantidad de hisopados en niños y niñas que los que habíamos hecho durante todo el año pasado; por suerte fueron todos casos leves, pero tengamos presente que los niños y niñas son parte de la cadena de contagio”.

Fishkel contó también que en el Sbarra se instaló un punto de la campaña Buenos Aires Vacunate: “Estamos aportando con la vacunación que, hoy por hoy, es la única herramienta para parar esta pandemia. Es un orgullo poder contarles que ya llevamos 10 mil dosis aplicadas anti Covid-19”. Por otra parte, agregó que “si algo positivo tuvo la pandemia es que el ministerio de Salud bonaerense ha visto la posibilidad de reestructurar el sistema, fortalecerlo y hemos aumentado la planta en un 50 por ciento, algo que hacía 20 años que no ocurría”.

Comentarios